Ir al contenido principal

Cuando el colecho no es por gusto sino por obligación.

Una imagen idílica que nosotros no tenemos
Ya os he contado alguna vez en el blog que el comportamiento de mis hijos durante el sueño es completamente diferente. Mientras el Pelirrojo ha sido siempre muy independiente para dormir y le gusta hacerlo solo, el Rubio prefiere dormir acompañado. De hecho, se sigue durmiendo en el carro por la noche y de ahí lo paso a la cuna.
Antes, si se despertaba por la noche, lo cogia e intentaba que se durmiera en brazos de nuevo para dejarlo en la cuna pero hace tiempo que eso ya no funciona y directamente cuando se despierta por la noche lo paso a la cama con nosotros y así consigo que se duerma mejor.
Cuando era más pequeño era un gustazo porque casi no se movía, solo quería estar pegadito a mi y así nos dormíamos los dos pero yo no descansaba bien porque cogía malas posturas y me levantaba muy tensa y generalmente con dolor de cervicales.
A medida que ha ido creciendo la cosa ha empeorado. Ahora no para de moverse, me llama, se pone encima mía, da vueltas y de vez en cuando me he despertado de una manera muy desagradable con
un cabezazo en la nariz o en el pómulo. Por no hablar de codazos y patadas en todas partes.

Así nos pasamos nosotros muchas noches
Como os podeis imaginar así no descanso nada y me levanto tensa y dolorida. Mi marido tiene el sueño más profundo que yo pero al final también amanece tenso y al borde de la cama.
Sé que para muchos el colecho es la mejor forma de descansar junto a sus hijos pero a mi no me resulta nada cómodo y aunque a veces disfruto de tenerle tan cerquita porque sé que un día se acabara, descanso muchísimo mejor cuando él duerme toda la noche en su cuna.

Y vosotros, ¿practicáis el colecho? ¿os resulta cómodo o preferís que cada uno duerma en su cama?

Besos!


Comentarios

Entradas populares de este blog

¡Feliz cumpleaños gordi!

Hace un año nacía mi gordi por cesárea programada. Un bebé que salió llorando y que en este año ha demostrado que tiene un genio considerable.

Un año donde los bebés experimentan el mayor cambio de sus vidas y donde ha pasado de ser un bebé que apenas se movía, que comía y dormía a ser un niño que no para, que gatea por toda la casa y a todo se sube. Que le encanta pasear en su carro y que pierde el norte con su hermano mayor.
Me encanta verlo sonreír con los cuatro dientes que tiene y que le acaban de empezar a salir hace apenas un mes y parlotear en un idioma que nadie entiende.
Es un bebé curioso, un poco bruto y con mucha fuerza. Que tiene un sueño ligero y que (de momento) come muy bien. Es muy diferente a su hermano y eso nos ha hecho replantearnos muchas de nuestras rutinas con él pero la verdad es que se porta muy bien y los dos nos ponen las cosas muy fácil, aunque también tenemos nuestros momentos de agobio como todos.

Ahora está gateando por toda la habitación mientras esc…

Top 5 de los post más leidos

Termina el 2017 y antes de dejaros con el Top 5 de los post más leídos del año, quiero desearos que tengáis una buena entrada de año y que este 2018 se porte con vosotros de maravilla.
Por mi parte, espero volver a teneros por aquí y por las redes sociales donde compartimos experiencias y donde he descubierto una gran comunidad. Gracias a todos por estar ahí.

1. Euneresis nocturna: Con diferencia el post más visitado este año. También acerca del que más consultas recibí tanto en el post como en las redes sociales. Ya vi que era un tema que más de uno sufría también.

2. Generación sin hijos: Acerca de un articulo publicado en un diario, os daba mi opinión y os contaba mi experiencia acerca de tener que elegir entre trabajo y familia y como, por ser madre, se me cierran muchas puertas del mercado laboral.

3. Operación pañal del Rubio: Empezaba el verano y con ella la retirada del pañal para el Rubio que fue mucho mejor de lo esperado porque también supimos escucharle y saber cuando esta…

Eligiendo silla de paseo

Este verano vamos a hacer un viaje en avión por primera vez con el peque y por este motivo ando comiéndome la cabeza para elegir una silla de paseo cómoda y ligera para llevarnos.
Como algunos ya sabéis cuando nació el peque elegimos como carrito el Bugaboo Cameleon y la verdad es que estoy encantada con el y me sigue pareciendo una opción estupenda. Mi hijo aun va en su carro cuando damos largos paseos y todos los días duerme la siesta en el, y esa es una de mis mayores preocupaciones a la hora de elegir una silla de paseo ya que aprovechando la compra dejaríamos el bugaboo para cuando decidamos darle un hermanito y a partir de ahora usaríamos esa silla más ligera.

Después de darle muchas vueltas encontré una silla que me parecía la elegida: la Emotion de Baby Home: pesa poco, se pliega facilmente, lleva manillar corrido (cada una tiene sus manías y a mi me gustan así...), reposapies amplio y reclina muy bien. El problema es que es pequeña para mi hijo que cuando lo sentamos la cabez…